22
Mon, Jan

López Portillo fue presidente de México (1976-1982), y tuvo como Regente de la CDMX a Carlos Hank González; había nacido en Santiago Tianguistenco- en su nombre lleva el gran mercado del lugar, es el ícono de los mercados del país-. Ubicado en la parte sur oeste de la CDMX, cerca de Chalma.

Ocupa lugar especial en guadalupanos y jóvenes del casco municipal. Después del centro es punto de concentración de la juventud. La cancha de básquet bol se ubica en el barrio más poblado de Tequisistlán.

Los muxes son hombres que se visten como mujeres, pero no se consideran travestis ni transgénero. Se les trata como "el tercer género" en Oaxaca. Fui a Juchitán a cocinar platillos tradicionales zapotecos con algunos de ellos.

Nació el 8 de Junio de 1920, aquí en Juchitán, en la Tercera Sección--2 de Abril e Hidalgo--. Habló solo el zapoteco hasta los 8 años. La figura de su madre Simeona Ortiz le sirve de modelo: " en su mirada vi, la fuerza para reprender con energía, como la dulzura para consolar al desvalido". Era la época en que las madres juchitecas educaban, formaban a sus hijos con aquel dicho zapoteco:" ti naá gui'di, ti naá xii'ña'--una mano con cinturón y una mano de dulce".

Los hijos que se levantan temprano, barren su patio, si no hay desayuno, se lo preparan. Viendo el reloj, porque hay que ir a la escuela. La tarea se hizo hasta muy tarde, eso no es motivo para levantarse tarde. El Despertador sonó a la hora programada, de tal modo que dé tiempo hacer algo por la casa y de ahí para la escuela. El dinero que se lleva para gastos, es para lo necesario. Comprarse algo para comer y de ahí ha cumplir como empleado en alguna chambita que él o ella buscó saliendo de la escuela. Y del trabajo a la casa. La rutina de hacer la Tarea y sin darse cuenta llega la hora de dormir.

Cuando estás cansado, a veces no obedecemos la señal que nos manda nuestro cerebro y continuamos con lo que estamos haciendo. Si estamos barriendo, se nos puede caer la escoba, si son los trastes que estamos lavando. Se cae el vaso de cristal y se estrella en el piso. Hay que recoger los vidrios rotos. En una ocasión vi a una señora tender ropa. Se veía agotada; que se va rompiendo el tendedero. Y toda la ropa quedó en el piso.

Una novela escrita en 1848 en París, Francia. Autor, Alejandro Dumas – hijo --. El padre, gran escritor francés, autor de nada menos que: Conde de Montecristo; el gran libro, la gran novela. Donde narró la triste historia de aquel joven diestro en el manejo de un barco mercante. Que a su regreso a Marsella, después de un gran viaje, sólo tenía como única ilusión casarse con su bella novia gitana, que lo esperaba apasionada para casarse con él. Sólo que su vida daría un giro fatal, inesperado en ese día Al bajar del barco emocionado, los guardias reales lo esperaban y lo trasladarían de inmediato al reclusorio ubicado en la cima de una gran montaña, parece que de nombre Tief, por una denuncia falsa cargada de envidia. Sólo por ser el más indicado de ocupar el puesto de Capitán que había hecho con él su último viaje como tal y se retiraba por cumplir los años de servicio en la compañía naviera...

El mar tumultuoso, sus olas se elevan durante la tempestad. A veces en ese mundo infinito que es el mar, el barco parece una hoja de laurel; que parece escalar la cresta de la ola, es cuando El Capitán por su experiencia y destreza ordena al Timonel que evite subir la cresta. Es ese instante que se pone a prueba el acero de que está hecha la quilla, es decir el fondo o la base del barco: Su columna vertebral que sólo debe dar muestra de tenacidad y flexibilidad. Pero nunca romperse. Imáginate! Si el barco se partiera en 2. Los astilleros famosos en el mundo se encuentran en: Noruega, Holanda, Alemania, Dinamarca, Japón, China, Gran Bretaña. Son los grandes constructores de barcos y por ende los grandes navegantes.