01
Thu, Oct

Sambo'co', Golpes Internos y Lesiones Externos

Istmo
Typography

Sambo'co'(Paperas) la inmensa mayoría de los pobladores de la región tenían por costumbre que cuando se les inflamaban los ganglios submaxilares ante la falta de médicos y medicinas alopatas optaban si la inflamación apenas empezaba se tomaba de las orejas al enfermo y lo levantaban del lóbulo, en algunos casos se lograba la sanidad y cuando esto no era posible, entonces se optaba por poner sobre la inflamación lodo en estado de descomposición y en cuanto éste empezaba a secarse, se retiraba y se volvía a aplicar nuevamente lo mismo hasta lograr desinflamar los ganglios.


Tiempo después llegó al mercado la pomada sulfa que se aplicó al sambo´co´(papera).

GOLPES INTERNOS
Cuando alguna persona sufría alguna caida sea de un caballo, de un arbol o cualquier golpe fuerte que recibiera y que se le afectara internamente se acostumbraba a administrarle en algunos casos orina de niños despues de recibir el golpe, para evitar daños posteriores.
A otras personas se les daba a beber un té de hojas de aguacate y vinagre casero, a cuya bebida en el momento de su cocción se le ponía azúcar para suavizar el sabor del té esta dosis se repetía por tres dias en algunas ocasiones el golpeado expulsaba coágulos de sangre, bien por la boca o por la vía anal.

LESIONES EXTERNOS
En ocasiones por descuido de la persona lesionada, cuya herida fuera de consideración entonces al lesionado se le ponia en la herida hojas de caulote previamente masticadas, la baa que se producía con la masticación esa era la que servía como cauterizante; si la herida con las aplicaciones del caulote no resolvía la sanidad, entonces se lavaba con jabón y se ponía sobre la herida miel de colmena lo mas puro posible, esto se repetía por tres o cuatro veces o hasta lograr su curación para el caso que persistiera la herida, entonces se aplicaba cuachalalate (yala guitu). Se tomaba la corteza seca de esta planta y se molía hasta convertirlo en polvo, y ese polvo se aplicaba sobre la herida hasta llegar a sanar.
El cuachalalate (yala guitu) tambien se hacía té y se daba a beber a los que recibian golpes internos.

Fuente: Revista Policromía / Año 1/ Abril 30 / 2004 / Num. 6