21
Mon, Aug

El viejo puente Tequisistlán se despide.

Istmo
Typography

La historia del puente Tequisistlán se empezó a escribir en 1941. Más de tres cuartos de siglos duro este coloso. Para tener una idea era 10 años más viejo que la empresa de mármol y vio nacer 15 años después a la presa Benito Juárez.


Su longevidad, longitud y su altura puede considerarse como una obra de la ingeniería civil extraordinaria del siglo XX. Esto tiene su fundamento en lo siguiente. Durante casi 8 décadas soporto el peso de miles de toneladas, resistió centenares de temblores, en 1944 una creciente se llevo parte de su cimbra, en 1960, una tromba la azoto, en 1998, el huracán paulina lo sacudió al llegar su nivel a la copa de su altura.
A sus 76 años el puente Tequisistlán se colapsa ante Beatriz. Una tormenta tropical que le propino una fractura irreversible. Este 1 de junio de 2017, se colapso uno de los puentes más seguros. El que comunicaba al istmo con la capital oaxaqueña. Esta ya a punto de desprenderse un eslabón de la historia de los chontales del istmo. El puente Tequisistlán se despide. Deja todo un tesoro en su largo periodo para narrar. Comienza otro episodio.