22
Mon, Jul

La raza conquistada por el audaz ibero no ha muerto. A pesar de su cautiverio eterno de esclavitud y de abandono, vive y llega asombrarnos con revelaciones estupendas de su vida latente, en la floración magnifica de espíritus próceres.

Istmo de Tehuantepec.- A más de 100 años del natalicio de Frida Kahlo, su vida y obra siguen cautivando a miles de personas que ven en sus cuadros, un legado no sólo de arte, sino de una visión de la mexicanidad donde se funde la tradición y las vivencias personales de su autora.

A poco más de un siglo del exilio y fallecimiento del soldado de la patria Porfirio Diaz Mori, aún hoy podemos conocer y recabar datos sobre su valioso aporte militar para México y anécdotas que muy pocos conocen.

El Museo Nacional de Culturas Populares presenta 600 piezas del artista juchiteco.

Por primera vez, el Museo Nacional de Culturas Populares presenta al artista juchiteco Francisco Toledo, con la exposición de más de 600 piezas que abarcan desde artículos de la vida cotidiana, bocetos, prototipos, modelos, objetos intervenidos, hasta obras múltiples y piezas únicas.

Desde que el augurio quiere explicar fenómenos naturales de la vida trascendente, el hombre se coloca en el campo de la magia, de la filosofía sensitiva; se revela creyente, amador de la naturaleza, sujeto a ella por todo aquello que le causa admiración y desconoce. Si se ignora la causa se admira el efecto; y todo se transforma a los ojos del espectador. Este es un fenómeno que ocurre también en el Istmo de Tehuantepec.

El característico tejido oaxaqueño ha conquistado el mundo. Aquí una reflexión sobre la apropiación por mexicanos que han mostrado en otros países las raíces de este arte, con respeto y originalidad.

La conservación del himen tiene más valor que el amor. Representaba una regla de dignidad, honestidad. La mujer casadera debía honrar a sus padres con su virginidad, por lo mismo su pudor era cuidado. Es parte de una convicción arraigada ancestralmente, que hoy resulta irrelevante.