27
Fri, May

Virgen de La Candelaria

Istmo
Typography

Hoy fiesta en el pueblo de Ixhuatán que en náhuatl significa : Pueblo de las hojas: izuatl; de ahí:> Izuatlán: lugar de hojas. Claro! Que se refiere a hojas de papel. Por eso en zapoteco: Guiixi Yáa'za': Ciudad de las hojas.

Cada año iba yo contento, feliz a la fiesta de La Candelaria. Por motivos de cariño y de afecto heredado; como al que he tenido al maestro Andrés Henestrosa, que nació en Ixhuatán un 30 de noviembre de 1906. Inclusive en una ocasión con motivo de su estancia por unos días ahí, fui a desayunar con él. Después del desayuno salimos a caminar; él atravesó la puerta de una casona en el Centro, con un corredor de pilares gruesos en arcos, de ahí un espléndido jardín con árboles gigantes. Sin más se acostó en la hamaca del corredor al ver a la dueña la maestra Adelita Fuentes, con una blusa larga blanca parecía una doncella indígena. Agarraron una plática recordando personajes del pueblo, contando anécdotas llenas de humor que los dos se les hizo lagrimitas de tanto reír. Pasaron los años y llegué a conocer la Dra. Cristina López Fuentes, que en su inicio egresó como bióloga de Ciencias Biológicas del I.P.N. De ahí se fue a Francia donde se doctoró en biología- botánica; así cuando la traté, si había una plaga de mangos en Costa Rica por ejemplo; ella, la doctora Cristina era enviada para tratar extinguir dicha plaga. Íbamos a Las Velas- fiesta nocturna o de día tipo Istmeños --; cuando sus amigas, por cierto una profesora sobrina del maestro Andrés le decía al retirarse de la fiesta: Cristi, nos vamos?- su respuesta era-: No! Me quedo con Armando, me iré con él --. Tanto! Cariño que me tenía, puedo decir tanto amor en esos momentos inolvidables que pasé junto a la Dra. Cristina. Todo lo que platicó de día, de noche, de madrugada como aquella después de una Vela, de madrugada comiendo pancita por el rumbo de la Zona Rosa, ella vestida de enagua y de huipil bordado con sus ajuares y moño en listón de diosa zapoteca. Amigos, que sirva este día para recordar a los seres queridos que me dieron con su sabiduría letra y alfabeto. Me dieron luz, candela que hoy ilumina resplandeciente mi vida. Gracias a la vida que me ha dado tanto: me dio 2 luceros para ver a las personas que amé, que amo: ha don Andrés y a la Dra. Cristina López Fuentes.
En un momento u ocasión que me invitó Cristina a cenar en su departamento en Tlatelolco -ella preparó la cena y destapó una botella de champaña en esa noche en la CDMX- ; le comenté que un día en Ixhuatán, el maestro Andrés y yo entramos en una casona céntrica del pueblo, le describí su jardín, sus árboles robustos y altos; una señora tan atenta y llena de dones nos recibió...--Me interrumpió diciéndome: mi casa, mi mamá-.
Amigos, en este día de La Virgen de La Candelaria, llevaba flores a la tumba de Cristina, en otra ocasión una foto de ella que le tomé para su lápida. En suma, este día de La Candelaria, que su raíz es candela, candelero, luz que ilumina caminos de los hombres de buena Fe. Descancen en paz mi maestro don Andrés Henestrosa y mi inolvidable amiga Dra, Cristina cuya risa recurrente y su voz llena de luz resuena entre los recovecos de mi feliz memoria. Buen día de la Virgen de La Candelaria como dijera el maestro Andrés en unas de sus obras cumbres - El retrato de mi madre-. La fiesta a la virgen de la Candelaria, única fiesta que se celebra en mi pueblo y mi madre cuando camina por las calles del pueblo, le preguntan dónde ando? Ella responde, anda por Berkley, Chicago, y como poniendo en duda el tamaño del mundo,agrega: - ha saber si existen ésos lugares-.