24
Thu, Jun

Paquito Gómez, el saxofonista de Oaxaca cuyas notas musicalizan películas y series de TV

Istmo
Typography

Juchitán de Zaragoza. — Paquito Gómez, como artísticamente conocen a Francisco Gómez Toledo, no proviene de una familia de músicos, pero desde niño extrañamente desarrolló el talento, que en sus primeros años, fomentaron y permitieron sus padres como algo “curioso”, aunque nunca pensaron que de la música viviría algún día, al grado de tener su propia banda de jazz y participar en la producción de series de televisión y películas.

Paquito tiene 33 años y es originario del pueblo de Chihuitán, donde se mantiene la tradición musical de la flauta de carrizo, que se utiliza en las danzas afromexicanas, un baile con reminiscencias de la época colonial. Recuerda que comenzó en la cocina de su mamá, haciendo sonar utensilios, como sartenes, botes de leche y ollas.

“Mis juguetes eran las cubetas que cachaba en las regadas del pueblo y todo lo que hiciera ruido. Desde que tengo memoria, ya me encantaba crear sonidos. Mis padres lo vieron como parte de los juegos, hasta que crecí y comencé seriamente a participar en grupos musicales, ganar dinero y andar en giras por la región”, comenta en medio de la risa que le provoca rememorar su infancia.

En su etapa de secundaria comenzó a recibir clases de su primer instrumento de viento, un saxofón que le prestó su mejor amigo. A los 15 años, una de sus tías le regaló una batería, lo que lo llevó a experimentar con la percusión y a alterar con el ruido a sus padres y vecinos. Para entonces, ya nadie lo podía frenar; había decidido estudiar música.

Antes de dejar su tierra, a los 17 años, participaba en un grupo pachanguero de Ixtepec, tocando sones y cumbias por toda la región del Istmo.

Este trabajo lo complementaba con las tocadas del grupo juvenil de trova Los Galácticos de Juchitán, pero deseaba experimentar otros ritmos y escenarios, así que emprendió la búsqueda de su propio sonido en las aulas.

La disciplina lo llevó a cursar la licenciatura en Jazz, con especialidad en saxofón, en la entonces Escuela Superior de Música del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA).

Así creó su propio ensamble de jazz, llamado Paquito Gómez Quarteto, que se ha presentado con temas de su propia autoría en diferentes clubs de la Ciudad de México y festivales culturales del país.

Además, desde 2008 formó parte de la banda de acid jazz y funk Los músicos de José, agrupación fundada en la Ciudad de México y que cuenta con más de 20 años de trayectoria.

Para Paquito Gómez no ha sido fácil abrirse paso en un mundo competitivo y voraz como el de la música, pero aun así ha logrado demostrar su talento al grado de ser considerado para participar como músico de sesión para diversos proyectos musicales y películas como Pastorela, El crimen del Cácaro Gumaro, A la mala y series como Hasta que te conocí y El César.

Su enorme talento también ha sido reconocido con el premio al mejor saxofonista dentro del concurso del Jazztival 2013 en Morelia, Michoacán.

Para Paquito Gómez hacer música significa hacer comunidad. Es, sobre todo, una forma de escaparse de la crisis sanitaria que dejó en la lona a cientos de músicos, aunque con los meses, han recuperado poco a poco los espacios.

Este músico sigue conectado con su público a través de las plataformas sociales, animando con sus propuestas musicales desde el saxofón.